EXPLICANDO LA PANDEMIA (Parte 2)

Publicado en julio 24, 2021, 9:49 am
FavoriteLoadingAgregar a favoritos 7 mins

En la primera parte de este articulo quedó establecido que tanto el virus como la vacuna no aparecieron espontáneamente ni son desconocidos, y existen ya solicitudes de patentes, en su mayoría otorgadas para ambos. Y tampoco viene de un laboratorio chino o del mercado de Wuhan que vende murciélagos infectados.

   El doctor Faucci, en el año 2007, aplicó para una patente de una vacuna sintética ARNm o de proteína spike para la enfermedad del VIH, que fue rechazada no solo por la Oficina de Patentes, sino también por la FDA, ente regulador americano. La justificación de esa decisión fue que esta vacuna no reunía las condiciones mínimas para llamarse vacuna, principalmente porque no era demostrable que pudiera prevenir o proteger del virus implicado en este síndrome. La vacuna que se usa para la COVID-19 es de la misma naturaleza, ARNm, una spike proteína.

   El doctor Schwab, uno de los entrevistadores, inquiere acerca de la nueva variante Delta, siendo la respuesta del doctor Martin una sonrisa, y con mucha paciencia explica como estas proteínas se detectan y contrastan con un software creado para trabajar con secuencias, y cualquier parte de la secuencia en forma aislada puede parecer una nueva variante, y agrega que por las características de este programa, si buscan, encuentran nuevas variaciones, pero que en términos prácticos y tangibles no significan nada. Concluyendo, el GSGID no ha podido identificar en forma contundente ninguna variación, pero sí se pueden hacer interpretaciones de secuencias de genos en forma caprichosa y la mass media hace el resto del trabajo.

   El doctor Wodara, otro doctor alemán presente, comenta que ha habido muy pocos casos de gripe el año pasado y si esto tiene que ver con la actual situación. El doctor Martin explica que durante más de diez años se ha estado vacunado al mundo de la gripe, más intensamente en los últimos años, y aun así ha bajado la demanda de estas vacunas, no porque el virus de influenza ha desaparecido, ya que los virus no desaparecen, pero se controlan medianamente, sino porque ya se ha comprobado que no es muy eficaz y el interés ha bajado debido a nuevos métodos de prevención vitamínica y fortalecimiento del sistema inmunológico. Pero el manejo de esta pandemia ha sido tan deplorable desde todo punto de vista que la gente, aun enferma de gripe, ha creído que tiene COVID. Y agrega que, en realidad, con el manejo de la COVID la prevención se ha ignorado, pues todo el acento se ha puesto desde el principio y desde las altas esferas en la creación de una vacuna para esta enfermedad, que en realidad es una neumonía idiopática (idiophatic neumonia), siendo el doctor Kory uno de los primeros en identificar la COVID con esta clase de neumonía, y esto no es una casualidad. Se crea así una ilusión de demanda de un evento urgente que ha sido fabricado con el único propósito de controlar y hacer más dinero, simplemente un modelo de negocios basado en el oportunismo unido a la manipulación desde grupos de poder que controlan o pretenden controlar el destino de la humanidad.

   Resumiendo, la pandemia ha sido manipulada desde el principio. Se han roto protocolos y no hay preocupación por la prevención del problema, como ya varios doctores americanos han sacado a relucir, incluso ante el Congreso de los EE. UU. Se han puesto en cuarentena a países enteros, con poblaciones sanas en su mayoría, quebrantando las economías mundiales afectando principalmente a las más débiles. La mass mediaha sido el vehículo de propagación de este reino del terror y de la propaganda de la vacuna como única solución a un virus que es creado y patentado por primera vez hace veinte años y que distintas variantes han sido patentadas desde entonces por cantidad de laboratorios, y que sujetos en altas esferas de poder, no solo de los EE.UU., sino también europeos y asiáticos, tienen intereses en la proliferación de estas seudovacunas, básicamente por lucro. Esta COVID-19 es una proteína que no ha sido aislada enteramente, pero los softwares utilizados han ayudado a crear una identificación de dicha proteína (virus) y los síntomas son idénticos a la ya bien conocida neumonía idiopática. Y que desde el año 2005, que se pueda rastrear, esta secuencia sintética de nanolípidos nombrados ARNm también han sido considerados para las guerras biológicas, como así también las vacunas. Y, finalmente, que el propósito nunca ha sido subsanar o resolver la COVID-19, sino la implementación de una seudovacuna y el adoctrinamiento de la gente a aceptar cualquier solución química sin hacer preguntas, lo que trae por consecuencia la creación de un laboratorio de experimentación mundial.

   Al mejor estilo Stephen King, aunque ya no necesitamos más ver una película de terror solo basta con prender las noticias y enterarnos del terror que debemos sentir.

Corresponsal de Estados Unidos.

Corresponsal de Estados Unidos

Leave a Reply

  • (no será publicado)